12 noviembre 2009

The wind and the rain, the sun and the moon




A la mujer de negro

"...So free... The wind and the rain". Esas palabras me las enviaste hoy. Forman parte de tu recuerdo de mí, pero...

Ese ápice de recuerdo ¿te trae
un ápice de cariño?
¿un ápice de reconocimiento?
¿un ápice de remordimiento?
¿un ápice de consideración?
¿un ápice de nostalgia?
¿un ápice de arrepentiemiento?
¿un momento de duda?

¿Se merece un ápice de mi perdón?

Temo que no llegará ese día en que lo pidas, porque nunca agacharás la cabeza para admitir, más allá de tu conciencia, haberte puesto del lado de aquello contra lo que habíamos luchado juntas.

Guardo en el alma todas las fotografías en sepia de aquel proceso de Kafka, sin juicio ni defensa y con la desesperación de desconocer el delito, sola y asustada en medio de aquella turba con voces llenas de odio y de doscientos cincuenta testigos mudos.

12 comentarios:

  1. Impresiona la fotito. La pobre señora del primer término de la izquierda está consternada. La que tiene a la derecha parece estár haciendo un gesto algo violento (¿La está zarandeando?)Y muchas caras de detrás asisten con semblantes feroces. ¡Madre mía!

    ResponderEliminar
  2. Lo que aterra de la foto no es la agachada de cabeza de la condenada sino la cara de satisfación y regocijo de quien la culpa públicamente de a saber qué delito. Estas personas acusadoras y terriblemente estrictas guardianas de la moral son las que me dan pavor.

    ResponderEliminar
  3. Sí chicas , esas "personas" son las que también nos produjeron a nosotras pavor. Lo peor de todo ese asunto fue que no sabíamos el delito y que esas "personas" eras "amigas".
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. ay candela, algun día darás más detalles... se masca tu dolor, y no es para menos... me imagino que una tarda mucho en sobreponerse de un linchamiento. Desde luego no merece tu perdón: creo que tu triunfo sería que sintieras la más absoluta indiferencia.

    un beso

    ResponderEliminar
  5. por cierto, precioso faralín en tu barra lateral!!

    ResponderEliminar
  6. Pues yo te deseo que llegue el día en que sientas que perdonas aun cuando no te lo pidan, porque en mi vida el perdón ha tenido efecto sanador... ojo, que perdón y olvido no son sinónimos.
    Paz y luz Candela, para tí y tu familia... un fuerte abarazo

    ResponderEliminar
  7. Vaya ! Parece que hoy la cosa va de linchamientos ,como en mi blog.
    Es fácil linchar a alguien cuando se está en grupo , como en la foto o como la historia de nuestros jardineros . Cobardes! Hipócritas! A peasr de tu dolor , no se que me da que quien lo ha pasado peor , es quien te traicionó...
    Ánimo Candela!

    ResponderEliminar
  8. Lo que no acabo de entender es el título..

    ResponderEliminar
  9. Para seguir siendo tan 'free as the rain and the wind' tienes que dejar atrás el rencor y liberarte del peso del dolor y esperar que los otros se liberen a su vez del peso muerto de la culpa que seguro sienten. Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Hola, Juli Gan. Esa foto siempre me impresionó. Ya hablamos una vez de ella en este blog y aprendí muchas cosas de los comentarios de algunas blogueras.

    Ico, seguramente la condenada será lo que nunca podrá olvidar: esas caras de regocijo de los testigos y esas personas guardianas de "la moral"...

    Farala, he aprendido a desprenderme del dolor de lo inevitable. Pero ciertas cosas, por desgracia, dejan huellas. No puedo evitar aún tener miedo a cierto tipo de relaciones humanas a raíz de aquella historia, un miedo en pugna con mi espíritu tal vez demasiado confiado.
    ¿Has visto qué guapo es faralín? jajajajaja. Y ya los otros lo relamen y lo miman. Un beso para ti.

    Pena, perdonar no es difícil para quien no sabe odiar, y yo no sé (o quizás es que no me apetece perder el tiempo habiendo cosas bonitas en las que perderlo). Lo difícil, como le contestaba a Farala, es evitar que se te encoja el corazón cuando piensas en aquello, y también es difícil recobrar la confianza en el presunto cariño de las personas y sobre todo de los GRUPOS.

    Anastàsia, no lo pasan mal, o si lo pasan mal no es por aquello, te lo digo CON TODA SEGURIDAD. Lo único cierto es que antes o después la vida te hace pagar la crueldad que se ejerce sobre otras personas. Porque una misma cosa se puede hacer con crueldad y sin ella.
    En cuanto al título es parte de la letra de una canción que para nosotras fue importante, que ella recuerda y yo recuerdo también.

    ResponderEliminar
  11. Cierto, recuerdo haberla visto antes. Impacta.

    ResponderEliminar
  12. ¡Ay Candela! Yo comparto con farala la medicina: indiferencia. (cuesta, pero llega). Un besazo.

    ResponderEliminar