11 abril 2010

Blogger, catarros y películas

Hace ya unas semanas que Blogger está pesado. Al dejar comentarios no admite la primera contraseña y a veces hay que hacer hasta tres o cuatro confirmaciones para que los publique. Solución: que lo arreglen los de Blogger.

Otro de los defectos, que no es nuevo, es que si abres con Explorer un blog desde un enlace e inmediatamente lo cierras, se empiezan a abrir infinitas ventanas del mismo blog, un proceso que no hay forma de parar si no es cerrando el navegador con el Administrador de tareas o apagando el ordenador. Esto último ocurre solo con Explorer y no todas las veces. Solución: No usar Explorer.

Aquí está la primavera con este calor incipiente, la luz, las flores, el verde, los sonidos de los polluelos de gorrión y de avión al otro lado de mi ventana. Dicen que es la estación más bonita, pero es en primavera cuando se producen más suicidios y más bajas por depresión, junto con el perído navideño. Tal vez es que, por distintos motivos, nos sentimos en la obligación de disfrutar, toque o no toque o estén los ánimos como estén. De esta parte los ánimos están bien, pero la primavera, indefectiblemente, me trae el catarro y la bronquitis, porque yo no me puedo resfriar como todo el mundo, con cuatro mocos y tres estornudos, ni tener alergias normales, no. Yo tengo que resfriarme con bronquitis desde que era una niña -no fumadora-. Esta vez he decidido no tomar antibióticos, hasta que el cuerpo aguante. Si tomo antibióticos, al mes tengo un nuevo resfriado. Cosa de las defensas. ¡Prefiero el otoño!

De modo que ayer íbamos a ir a ver Ciudad de Vida y Muerte. Ya teníamos las entradas compradas, pero tenía fiebre. Me conformé con ver películas de sábado tarde en televisión. Los sábados por la tarde me gusta ver películas de esas con título terminado en AL (como insustancial), de dramones repetidos y finales previsibles, de niñeras malas, de intrigas familiares, de malos malísimos y buenos buenísimos. Son esas las películas con las que puedo dormir siestas intermitentes sin perder el hilo de la trama. El sueño, la Couldina, el Inistón, los mimos y la intrascendencia puede que no curen, pero relajan y entretienen.

20 comentarios:

  1. si es que todo se pasa mejor con mimos ¿eh? cuídate mucho, candelilla. Besín desde Asturias.

    ResponderEliminar
  2. Ains, estos catarros primaverales...

    ResponderEliminar
  3. Pues que te mejores Candelita, siento mucho lo de tu hipercatarro, aunque con mimos siempre se siente una mejor.
    Comparto la opinión de que el otoño es preferible a la primavera aunque cuando vivía en México la llevaba mejor.
    Y de las pelis de los sábados... mi güera siempre me pregunta: "¿y ahora hay alguna película lo suficientemente mala para tu gusto?" y es que me encantan las películas malas tirando a peores en la TV...

    ResponderEliminar
  4. Pues para mí la estación más bonita es el otoño, donde va a parar! Y lo de blogger... ni idea!, me fijaré ahora que lo dices... si es que tengo un despiste encima que no me aclaro...

    Un saludo!!

    Y que te mejores!

    ResponderEliminar
  5. Vegana, ayer me cuidaron y hoy me cuido yo solita. ¡Lo que cunde curarse cuando no se va al trabajo! :)

    Marcelilla, me curó también mirar ese mar, ese pájaro y esas margaritas del prau (se dice así o es prao?) ;)

    Tantaria, ya, la primavera la sangre altera, pero a mí se me ha alterado por el lado malo jajaja.

    Pena, de modo que además de mecerte en la cama también te gusta ver películas malas tirando a peores? jajajajaj. Si es que eres mi gemela joven. ¿Para cuándo una visitilla?

    Morgana, otra otoñera ;) Si no te has dado cuenta de lo de blogger es que no te pasa, porque si pasa te enteras. Es una lata y además he perdido algunos comentarios que he hecho, creyendo que estaban enviados :( Gracias y besicos.

    ResponderEliminar
  6. Ahí, venga, tó pa ti :D

    Mala época para los trancazos, ahora se eternizan, pero como te miman tanto se te pasará rápido, ya verás.

    Yo con la mierda de asma y alergia el último que me pillé me duró tres semanas y pico, estaba por cortarme las venas XD
    Si me lo pillo en primavera fijo que me dura hasta navidades :DDDDDDD

    Besos

    PD. A mi me va todo bien, pero como no uso IE ihual es por eso :D

    ResponderEliminar
  7. Así dá gusto acatarrarse niña, sobre todo por lo de los mimos.
    A mi también me gusta mas el otoño, por los colores, aunque la primavera me carga las pilas (no tengo alergia). Cuidate. Un beso

    ResponderEliminar
  8. Ya estarás mejor,seguro, seguro, con mimos y un poco de "fiaca" se recupera uno enseguida.
    A mí estos últimos años me da un poco de astenia la primavera, pero me gusta más que el otoño. Las plantas, los pájaros, es como si el renacer o reinventarse fuera posible.
    Cuídate. Beso.

    ResponderEliminar
  9. Será que el cuerpo te pide que descanses.. tienes que cambiar tu perspectiva de la primavera... es la época de la intensidad en todos los sentidos..

    ResponderEliminar
  10. Ender, ya se me pasó. El médico me mandó antibióticos pero no los he tomado esta vez, a ver si me inmunizo para una temporada :) No creo tener alergias, pero hay unos cambios fuertes de temperatura y lo he pillado.

    Isabel, es un placer dejarse mimar. Es curativo :)

    Patsy, he tenido que mirar lo que es fiaca jajajaja. Me ha durado solamente el lunes, que no he ido a trabajar. El médico me dijo que tres días de casa pero no le he hecho caso, ya me sentía mejor el martes y me fui al "tajo". Yo sigo votando por el otoño jajaja.

    Ico, es que yo creo que soy más otoñal. Nací al final del otoño y me reactiva la lluvia y los colores de color tierra, aunque adoro las flores y lo verde, pero me siento más caída en primavera que en otoño.

    ResponderEliminar
  11. Candela, ¿te acuerdas que cuando nos vimos empecé a encontrarme mal? Pues desde entonces (el trancazo con fiebre me duró sólo un día), estoy con una tos y unos mocos como si tuviera cavernas en los bronquios. Hacía años que no estaba así. Este invierno me ha sentado fatal, y lo digo porque la primavera está siendo una continuación. Con lo que a mí me gusta la primavera, renacer, reverdecer, el calorcito... Pero nada, ¡seguimos con paraguas y anoraks!
    Un beso y cuídate (que ya sé que los demás te cuidan).

    ResponderEliminar
  12. Jope tia¡¡¡
    A mi ni me va ni me viene pero noto que la gente se pone como una moto...

    por algo será¡¡¡

    cuidate panchaaaa¡¡¡

    ResponderEliminar
  13. Maikix, ¿aún te dura? en mí no es extraño que después de un trancazo me dure la tos un mes. ¡Buena metáfora la de cavernas en los bronquios jajaja! Así suenan los míos :)

    Yosu, donde más se nota el efecto "moto" es en el instituto. En mayo, aquí con el calorazo, ya no se pué aguantá! :)

    ResponderEliminar
  14. Niña, ¿va mejor tu hipercatarro? besillos

    ResponderEliminar
  15. Hola, Pena. Mi catarro va como el de Maikix, con cavernas, pero ya no molesta. ¡Gracias!

    ResponderEliminar
  16. mimitos saladitos para mi niña candela!!!

    has probado el agua salada???

    Un abrazo intenso y balsámico

    ResponderEliminar
  17. Me gusta la primavera, porque los días -luz- son más largos. Es cierto que no sufro de alergía alguna, así que no miro con temor, esa explosión de polen por doquier.
    Totalmente de acuerdo con ese efecto balsámico que tienen las películas de los sábados tarde. Sin pretensiones y con el volumen adecuado, se duerme divinamente.
    Espero que te mejores.

    Un saludo.)

    ResponderEliminar
  18. jajaja, Lena. Agua salada, ¿qué me podía recomendar la niña de los besos salinos? No sé cómo tengo que probarla. Si lees mi comentario ya me lo cuentas para mi próximo resfriado, que este ya se fue :)

    Charm, bien, otra más que no se avergüenza de utilizar las pelis del sábado tarde para relajarse y DORMIR jajajaj. Ya estoy curada, y ¡sin antibióticos!

    ResponderEliminar
  19. Me pasa lo mismo con el Explorer. Y siempre con los mismos blogs. Una couldina a veces es mano de santo...

    ResponderEliminar