27 enero 2011

Convenio colectivo para mis tres personas

Aquí os presento a las tres personas que soy, una bebé-niña, una adolescente-joven y una adulta-casi vieja:

La diurna, práctica y precavida, en cierto modo conformista, comedida, responsable, con los pies sobre la tierra.

La nocturna, inagotable, traviesa, rebelde y a veces insensata, la que vuela, divaga, imagina, sueña, crea, provoca e inventa.

La dormida solamente duerme y sueña lo que toque esa noche en su cartelera onírica.

Mi persona diurna se cansa con facilidad y está deseando que sea medianoche para cederle el testigo a nocturna. De buen grado regalaría algunas horas por la mañana a la dormida.

La nocturna le roba sus horas a la dormida y recoge las que le cede con gusto la diurna.

La dormida es tranquila a la par que vigilante. Nunca la dejan ser ella misma todo el tiempo que querría. Lo que le roba la nocturna quiere cobrárselo en vano a la diurna.

También se enfadan entre ellas porque no siempre están de acuerdo con lo que hace otra. Por ejemplo la diurna enrojece por lo que anoche hizo, dijo o escribió la nocturna. Querría regañarle y corregir sus locuras casi adolescentes, aunque luego no lo hace porque tienen un pacto tácito de no intromisión en persona ajena.

Las tres nos hemos puesto de acuerdo para pedir a la patronal la redacción de un convenio colectivo que, entre otras cosas, distribuya los turnos horarios en relación directa a la capacidad, la necesidad y la personalidad de cada una de nosotras, esto es:

Nocturna. 00:00 - 4:00 (antes de las 00:00 es imposible activarla)
Dormida. 4:00 - 12:00
Diurna. 12:00 - 00:00

Por ser de justicia que pedimos...


P.D. Tengo que pasarle el testigo a la nocturna pero se lo voy a dar a la dormida porque si no, yo mañana no tiro. Mañana tendremos bronca la nocturna y yo.

Firmado: la diurna

9 comentarios:

  1. Un besito de buenas noches a todas las chavalas que te habitan. Dormir es bueno, es óptimo, es genial. Despertar también.

    ResponderEliminar
  2. Eah Candela...
    Me imagino que es poco probable conciliar este enredo? O.O
    Un saludo,

    ResponderEliminar
  3. Por cierto, me encanta la nueva imagen del blog... qué buen gusto tienes.
    Me voy a dormir, acá ya es hora.
    Otro saludo pues.

    ResponderEliminar
  4. no sé cómo puedes con tanto... entre mi yo dormida y mi yo despierta ya tengo suficiente jajajajaja

    besitos

    ResponderEliminar
  5. Me pasa lo mismo que a ti, solo que mi nocturna tiene un carácter impositivo y siempre les esta robando tiempo a las otras.
    Mi mundo se hace maravilloso a partir de las 00:00 hasta el amanecer.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  6. ¡Personalidad múltiple! Ja, ja, ja...

    ¡Qué bonito el cambio! Me encanta la letra de los títulos.

    ResponderEliminar
  7. * emejota, entonces el beso lo recibió la yo dormida, que te lo agradece más que ninguna. La yo nocturna está enfadada, la tengo castigada sin salir desde hace algunas noches :) Un beso también para ti.

    * Gracias, SimpleDay :) No sabes lo complicado que es poner a toda esta gente de acuerdo. Siempre hay una que se siente ofendida o discriminada jajajaja

    * jajajaja, Pena, ¿solo tienes esos dos estados? ¿No hay unas horas del día en las que tu yo despierto está adulto y sensato y otras en las que está rebelde, travieso y juguetón?
    Quizás, va a ser que no, que los tienes mezclados, como tiene que ser ajajajaj.

    * Mayela, entonces tú entiendes a mi yo nocturno. Si no lo dejo salir de vez en cuando me vuelvo demasiado "práctica" o algo así, y no me gusto. Y cuando lo dejo salir, al día siguiente mi yo diurno está tan pocho que querría matar al nocturno.

    * Sí, María, pero nunca se mezclan mis personalidades, tienen sus horarios jajajajaja

    ResponderEliminar
  8. pues ahora que lo dices, si. Hay una hora del día en que sale una persona con un sentido del humor bastante absurdo y que da para un post jajajajajajaja
    gracias :D

    ResponderEliminar
  9. Mare mia del amor hermoso, quédate con una sola personalidad, que esa tricotomia debe ser pa volverse una loca.

    ResponderEliminar